Cambios en la expresión de género en la infancia

Actualizado: sep 28

La expresión de género en la infancia suele ser bastante más libre que en el mundo adulto. Afortunadamente muchos curantes1 aceptan comportamientos y preferencias de sus criaturas , aunque no se reconozcan como los más habituales en función del género asignado al nacer.

1 Curantes. Del latin cura Cuidado. Incluye todas las personas que tienen un cuidado directo de una criatura en un ámbito familiar diverso.




Si tu criatura ha estado expresando el género de una manera diversa a la esperada en función de su género asignado al nacer y poco a poco aprecias que va abandonando aspectos de su imagen, juegos, dibujos, conductas y comportamientos, expresión de sus emociones o comentarios que hacía y la ves feliz, este post no es para ti.

Pero si ves que este cambio va acompañado de una cierta tristeza, rabietas, enfados, lloros, miedos nocturnos, dolores de barriga, no querer ir a la escuela, aislarse de sus iguales, etc, quizás te preguntes que está pasando y cómo puedes ayudarla, de nuevo, a ser la criatura feliz que era.


Kasa Trans* quiere darte información para disminuir el malestar de tu criatura


Esto suele pasar más o menos a partir de los 5 años, aunque puede aparecer en cualquier edad. A esta edad la criatura ha adquirido la madurez suficiente para entender que lo que siente y expresa no está bien aceptado por su entorno, que puede ser el propio hogar o el entorno social más amplio. Aunque, probablemente, haya expresado a su manera quién es y qué siente, en algunos momentos habrá notado que se le cierran algunas puertas a expresarse y en su necesidad de ser aceptado por su entorno, elaborará sus propias estrategias para adaptarse a las normas del sistema sexo/género binario.


Este proceso de adaptación habitualmente consiste en abandonar espacios donde se sentía muy feliz. Suele ser poco frecuente que este abandono no tenga ninguna repercusión negativa en su estado emocional.


Puede renunciar a sus juegos, a sus “disfraces”, a sus canciones, a sus personajes, etc que le acompañaban hasta entonces. Puede que responda enfadándose, con rabia o con tristeza a preguntas directas o indirectas sobre el porqué de este cambio. Seguramente no entiende que te preocupes por este porqué, tras ya bastantes años de aprendizaje sobre la “incorrección” de su manera de ser.


Estrategias útiles para saber facilitar que tu criatura pueda expresar quien es


Llegados a este punto suele resultar muy difícil saber qué siente o qué desea, pero probablemente notas que lo está pasando mal. Te propongo algunas sugerencias de estrategias que quizás puedas utilizar:

  • Juego de prendas cambiando el género. Consiste en plantear un juego en que quien participa se cambia el género, es decir el nombre y los pronombres. Se inicia una conversación y nos hemos de dirigir a cada persona con su nombre y el género cambiado. Cada equivocación supondrá pagar una prenda. Será la primera vez, probablemente que a tu criatura se la nombre y se la trate en un género en el que quizás se sienta más cómoda. Mirale a la cara durante el juego. Es muy probable que la veáis mucho más radiante.

  • Juego del viaje mágico. Elegiremos un cajón mágico donde pondremos una mochila mágica que utilizaremos un día para hacer un viaje mágico. En este cajón dejaremos todas aquellas cosas que le gustaban, con las que había compartido momentos felices y que parece que quiere abandonar (juguetes, ropas, etc). Pondremos fecha para hacer el viaje mágico con algunas de las cosas que hay en el cajón. Al llegar a un lugar distinto de los que habitualmente vivimos, sacaremos los objetos de la mochila mágica y los utilizamos, porque aquel es un espacio mágico donde todo está aceptado. Observad como siente durante este viaje y es muy probable que la veáis mucho más feliz.

En cualquiera de estas situaciones es muy importante tras estas experiencias, pero no inmediatamente, comentar lo divertido que ha sido y hacer una pregunta tipo ¿Te gustaría que esto sucediera todos los días? . Es muy probable que la respuesta sea afirmativa

Otras estrategias posibles

  • Dar muestras de aceptación. De manera informal, en la mesa o teniendo a la criatura cerca, hacer comentarios positivos sobre vuestra aceptación de la diversidad, sobre documentales o cuentos que hayáis visto que muestran personas diversas, sobre situaciones que conocéis de otras criaturas trans*.

  • Contacto con otras criaturas trans*. Conocer a alguna familia que tenga una criatura trans* de una edad similar y pactar un encuentro informal. En este espacio vuestra criatura verá que hay otras criaturas que sienten lo mismo. Que viven como sienten que son y su entorno no las cuestiona.

  • Ofrecer materiales sobre diversidad en la expresión del género. Hay un montón de cuentos, cortos, documentales, vídeos, etc que dejan espacio a expresiones de género muy diversas. De manera como casual hacerle llegar o ver estos materiales puede facilitar que se sienta identificada y le facilite poder expresarse más libremente como quien es.

Kasa Trans* te recomienda


Elige una o varias de las estrategias mencionadas o a partir de estas sugerencias, quizás se te ocurren otras que se adapten mejor a tu criatura.


Piensa y cuida de su bienestar emocional y su desarrollo y consigue que tu criatura sea la persona única que es.


Contacta con otras personas en una situación similar a la tuya, pero haz tu propio camino. Aunque puedas entender un poco más a tu criatura, piensa que no hay dos situaciones iguales, por mucho que puedan ser parecidas. Quien te dirigirá mejor en este camino es tu criatura si la sientes y escuchas desde el corazón.


Contacta, si crees que lo necesitas, con profesionales para compartir tus dudas, miedos y logros.


Cualquier expresión de género, especialmente en la infancia, no debería adscribirse ni a lo masculino ni a lo femenino, ser juzgada como no adecuada ni presuponer cual es la identidad de la criatura